El lugar de las cosas olvidadas

Francisco Ortiz Pinchetti - avatar Francisco Ortiz Pinchetti22 Jun 2017 Hits:6

¿Donde empezó?

Lilia Cisneros Luján - avatar Lilia Cisneros Luján21 Jun 2017 Hits:6

Suprimir el nefasto PREP

Francisco Ortiz Pinchetti - avatar Francisco Ortiz Pinchetti19 Jun 2017 Hits:5

Cuesta arriba

Gustavo Esteva - avatar Gustavo Esteva19 Jun 2017 Hits:8

¡Ríndanse!

John M. Ackerman - avatar John M. Ackerman19 Jun 2017 Hits:8

La renta de los persuasores PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por Jaime García Chávez   
Jueves 24 de Noviembre de 2016 09:52
Para nadie es un secreto que gran parte de los medios de comunicación en el país, sustentados en una visión empresarial de la ganancia, viven de los impuestos que pagan los mexicanos, vale decir del patrocinio que los gobiernos les otorgan a través de infinidad de mecanismos, en pago a publicidad oficial y, lo más importante, la compra de la línea editorial. Es el viejo tema del bozal de oro.
 
En tiempos no electorales obtienen enormes recursos decididos discrecionalmente y sin apego a una legislación protectora de los intereses de la sociedad. Y cuando hay campañas suelen beneficiarse trasladando del fisco a los partidos, y de ahí a los corporativos mediáticos cantidades millonarias que se convierten en un insulto en un país con tantas carencias materiales y con grandes franjas de pobreza extrema en muchas partes de la república. En favor del interés público, brega la idea de generar una rigurosa ley que norme y transparente la relación de los gobiernos con los medios, sin distingo de tamaños ni pesos de ninguna índole.
 
Los medios deben ser obligados a buscar fuentes de ingreso sin medrar del erario, y que sean esas fuentes las que de alguna manera, también, decidan el peso específico que van a ocupar en la sociedad. Es una pesada carga de la que se debe liberar el recurso público.
 
En la escena local, Unión Ciudadana, Canal 28 de Sergio Valles, basándose en las investigaciones de FUNDAR y Article 19, hace poco más de dos años pusieron al descubierto los excesos de la tiranía de César Duarte Jáquez en esta materia, publicando datos exactos y tangibles para demostrar que para mantener una paz pública ficticia se gastaban miles de millones de pesos, muchos de ellos destinados al culto a la personalidad del defenestrado cacique, valiéndose en algunos casos de medios que lisa y llanamente se dedicaban a reproducir boletines de prensa con todo y sus faltas de ortografía y sintaxis.
 
Hoy este tema ha cobrado importancia en la coyuntura porque el INAI y el Centro de Análisis e Investigación (FUNDAR) han acordado mantener una plataforma digital en esta materia, que permitirá una acción cívica correctora, y el gobierno del estado la apoya transparentando la información y comprometiéndose a que esto suceda sistemáticamente. En un momento de crisis, esto es importante porque resulta que en un sexenio, precisamente el de César Duarte, se malbarataron alrededor de 6 mil 700 millones de pesos, de acuerdo a cifras manejadas por El Heraldo de Chihuahua, aunque en el comunicado de prensa del gobierno estatal, se afirma que en los últimos cuatros años del duartismo se ejerció 2 mil 735 millones, cifra congruente con el total, por abarcar un periodo más estrecho.
 
En todo caso, resulta plausible la apertura en esta materia, por lo que sugerimos se ponga atención al portal amanecechihuahua.gob.mx. Es un compromiso que se debe mantener de manera sistemática, congruente, porque el mismo, al desplegar todas sus ventajas, contribuye a alentar la vida democrática y no la que maquillan los persuasores que se rentan al mejor postor. Aunque no soy afecto al darwinismo social, cuando esta renta se acabe sólo subsistirán los que tengan aptitud para la tarea y fortaleza real, es decir, sin los subsidios del ancestral bozal de oro.
 

Agregue su comentario

Tu Nombre:
Tu email:
Asunto:
Comentario: