Lula, el carismático líder servidor

Leonardo Boff - avatar Leonardo Boff17 Abr 2018 Hits:630

Sensibilidad política

Lilia Cisneros Luján - avatar Lilia Cisneros Luján10 Abr 2018 Hits:471

Sensibilidad política

Lilia Cisneros Luján - avatar Lilia Cisneros Luján10 Abr 2018 Hits:490

¿Organizarnos?

Gustavo Esteva - avatar Gustavo Esteva10 Abr 2018 Hits:452

Nuestras cacerías de migrantes

Hermann Bellinghausen - avatar Hermann Bellinghausen10 Abr 2018 Hits:463

El presidente pasmado

John M. Ackerman - avatar John M. Ackerman10 Abr 2018 Hits:410

El “NO al mega gasolinazo”, de norte a sur por todo el país: hay protestas y bloqueos carreteros y de vías férreas PDF Imprimir Correo electrónico
Escrito por Agencias   
Lunes 02 de Enero de 2017 16:03
 
Transportistas, organizaciones campesinas y sociales, y ciudadanos se manifestaron en por lo menos 28 estados, para rechazar el aumento al precio de las gasolinas y el disésel que entró en vigor este 1 de enero, y a la escalada de precios en servicios y productos de la canasta básica que, aseguran, la medida provocará.
 
Con bloqueos carreteros y de autopistas, marchas, plantones en instalaciones de Petróleos Mexicanos (Pemex), de dependencias como el Sistema de Administración Tributaria, los ciudadadanos han hecho patente su repudio al alza en el costo.
 
Las protestas se han realizado en Chihuahua, Morelos, estado de México, Guanajuato, Veracruz, Coahuila, Nuevo León, Colima, San Luis Potosí, Quintana Roo, Puebla, Sinaloa, Guerrero, Jalisco, Hidalgo, Zacatecas, Tamaulipas, Chiapas, Michoacán, Campeche, Sonora, Tlaxcala, Durango, Oaxaca, Yucatán, Nayarit, Tabasco y Baja California.
 
 
En Chihuahua, a partir de las 7 de la mañana de este lunes miles de campesinos e integrantes de movimientos y organizaciones civiles tomaron las vías del ferrocarril en los municipios de Cuauhtémoc, Jiménez, Delicias y Ahumada, y posteriormente cerraron el acceso en las carreteras Panamericana, Cuauhtémoc y Delicias-Jiménez.
 
Una hora después, intendentes de la Confederación Nacional de Transportistas Mexicanos (Conatram) se congregaron en la vialidad Nogales y avenida Tecnológico, al norte de la ciudad de Chihuahua, para sumarse a la protesta.
 
En caravana llegaron a la salida a Delicias, al sur de la ciudad, donde se ubican las instalaciones de Petróleos Mexicanos (Pemex), que a pesar del resguardo policiaco fueron tomadas por organizaciones civiles.
 
Otro grupo que exige la derogación de la reforma energética se congregó en el estudio Manuel L. Almanza de la misma capital chihuahuense, mientras que en Ciudad Juárez la organización Ciudadanos Vigilantes tomó las instalaciones del Sistema de Administración Tributaria (SAT), y otros inconformes arribaron a la avenida Tecnológico para repudiar el aumento a las gasolinas ordenado por el gobierno de Enrique Peña Nieto.
 
Las organizaciones y movimientos ciudadanos también tomaron casetas de peaje, donde dejaron libre el acceso para los automovilistas, así como las oficinas de la Recaudación de Rentas del gobierno estatal en Ciudad Madera.
 
Esta tarde, el secretario general de Gobierno, César Jáuregui Robles, convocó a los líderes de las organizaciones que encabezan las manifestaciones en la entidad.
 
A la reunión, a la que asistieron alrededor de 30 personas de aproximadamente diez organizaciones, fueron convocados diputados estatales y federales, pero solo acudieron tres legisladores de Acción Nacional, así como secretarios del gabinete estatal.
 
Luego de dos horas discusión, los participantes –entre ellos líderes de El Barzón– acordaron lanzar un pronunciamiento público firmado por el gobernador Javier Corral y los poderes Legislativo y Ejecutivo, además de las cámaras empresariales que quieran sumarse, junto con las organizaciones sociales.
 
Esta noche continúan tomadas las instalaciones de Pemex en la capital chihuahuense, las casetas de peaje, así como el almacén de Pemex en Cuauhtémoc, que surte a la Sierra Tarahumara de combustible.
 
En la Ciudad de México, frente a la gasolinera de la marca Hidrosina, ubicada en Avenida Reforma, una docena de personas bloqueaba un cruce de Avenida Insurgentes Sur.
 
Los inconformes tomaron la gasolinera y en distintos momentos de la mañana bloquearon Paseo de la Reforma.
 
En el Hemiciclo a Juárez también se registraron protestas.
 
El Secretario de Movilidad de la Ciudad de México, Héctor Serrano Cortés, subrayó que el ajuste a las tarifas del transporte público concesionado será sólo para considerar el incremento al precio de la gasolina, a fin de garantizar la operación de las unidades, “pero sin lastimar más los bolsillos de los capitalinos”.
 
Detalló que aún no está definido el porcentaje del incremento.
 
Al sur del país, la indignación se reflejó en zonas de Oaxaca, Guerrero y Chiapas.
 
En Oaxaca, ciudadanos se manifestaron con cacerolazos frente a las oficinas del Sistema de Administración Tributaria (SAT). En el Estado de México, bloquearon la entrada a la autopista México-Toluca, la cual fue liberada horas después.
 
En Chiapas bloquearon vialidades en Huhuetán y también se registran protestas tanto en Campeche como en Acapulco, Guerrero.
 
En Guadalajara, Jalisco, se manifestaron en la Glorieta Minerva.
 
En Morelos ciudadanos protestaban en Cuautla, Tepoztlán, Jojutla y la autopista de Cuernavaca. De acuerdo con una foto publicada en Twitter, un grupo de granaderos los rodearon.
 
Además, transportistas hicieron paro de labores en calles de la capital morelense. Un grupo numeroso de ellos bloqueó el acceso a una planta de Petróleos Mexicanos (Pemex).
 
En Cuernavaca, además de manifestarse frente a una planta de Pemex, ciudadanos tomaron instalaciones de la gasolinera del DIF estatal. “Ya basta, no al gasolinazo”, mostraron en un cartel grande.
 
Un protestante portó una máscara del ex Presidente Carlos Salinas de Gortari y el resto se manifiesta con carteles.
 
“Peña Nieto, repudiamos el gasolinazo. Joder a México, ya lo logré”, rezaó una leyenda colocada en un camión de Cuernavaca.
 
En Aguascalientes y Querétaro se esperan diversas movilizaciones por la tarde. En cuanto a Baja California Sur hasta el momento no hay reportes de protestas.
 
En el estado de México en la autopista México-Toluca, el acceso a la nueva autopista Lerma-La Marquesa, –conocida como el segundo piso de la México-Toluca– fue cerrado totalmente a la circulación y reabierto después de cuatro horas y media.
 
En el punto estuvieron elementos de la Policía Federal quienes durante la manifestación buscaron dialogar con los inconformes para disuadirlos a reabrir completamente el paso.
 
Asimismo, más de 50 personas bloquearon dos de tres carriles de la carretera México-Toluca, en el sentido hacia la capital, a la altura del kilómetro 44, justo en la entrada hacia el municipio de Ocoyoacac. Además, se reportan cinco detenidos.
 
La protesta provocó un severo asentamiento vial en la salida de Toluca hacia la Ciudad de México.
 
Permisionarios de transporte de carga y civiles bloquean ingresos a la Ciudad de México, por las autopistas México-Querétaro, México-Pachuca, y Naucalpan-Toluca, en repudio al alza de la gasolina.
 
Transportistas estacionaron sus unidades de carga, antes y después, de la caseta de peaje de Tepotzotlán y bloquearon con sus tráileres y camiones de carga, los carriles de la autopista México-Querétaro, con dirección a la capital del país.
 
En otra acción simultánea, en Tlalnepantla a la altura de San Juanico y con dirección hacia Insurgentes sur, civiles organizados y choferes de transporte de carga bloquen la lateral de la autopista México-Pachuca.
 
En Naucalpan, a la altura de la colonia Loma Linda, un grupo de al menos 150 civiles bloquean el ingreso a una gasolinería ubicada en la zona, ocupando carriles laterales de la avenida Luis Donando Colosio; lo que afecta el ingreso a la autopista Naucalpan-Toluca.
 
La manifestación de Naucalpan afecta la circulación hacia Toluca y bloqueos intermitentes hacen lenta circulación hacia la Ciudad de México.
 
En todos los casos los manifestantes, plantearon que el salario de los trabajadores no soportarán el incremento a la gasolina. Dijeron que el costo del combustible incrementará los precios de alimentos, medicamentos y será un incremento que afectará el ingreso de las familias.
 
Concesionarios del servicio público de pasajeros, amas de casa y padres de familia bloquearon el servicio de la Línea tres del Mexibús Ecatepec-Cuautitlán Izcalli, pasadas las 2 de la tarde, y también cerraron la Vía José López Portillo a la altura de la colonia Valle Victoria en repudio al alza del precio de la gasolina. “¡No al alza!”, “!No al alza!”; fue el grito generalizado entre los inconformes.
 
También en la autopista Peñón-Texcoco hubo protestas de vecinos, quienes dijeron no militar en ningún partido político y partieron de la carretera federal Texcoco-Lechería a la altura del paraje de "La Comer" y se enfilaron hacía la garita, escoltados por elementos de la policía federal y de la Comisión Estatal de Seguridad Ciudadana.
 
Con pancartas en mano se colocaron en cada uno de los carriles de la caseta de cobro y sin bloquear el paso de vehículos exclamaron consignas en contra del gasolinazo.
 
Exigieron la renuncia de los gobernantes "corruptos" y que se eche atrás el incremento a las gasolinas. La gente sólo protestó con dirección a la Ciudad de México y aprovechó para denunciar que la vía Peñón-Texcoco es una de las más caras del país.
 
En Actopan, Hidalgo, la agrupación Impulsora Social AC y Vendedores de autos de Actopan cerraron ambos sentidos de la carretera federal México-Laredo, frente a la central camionera de Actopan.
 
El bloqueo inició alrededor de las 11:30 horas, en lo que representa el cuarto día consecutivo de protestas en Hidalgo contra el llamado gasolinazo.
 
Los comerciantes recibieron el apoyo de habitantes del poblado de La Lagunita, municipio de San Salvador, quienes marchan por dicha vialidad de su comunidad a Actopan, distante a unos 20 kilómetros.
 
En Puebla, El Barzón y otras agrupaciones sociales y campesinas, así como conductores de la plataforma de taxis privados Uber, se movilizaron contra el alza en el precio de gasolina y el diésel. Además, 120 de las más de 500 estaciones están cerradas por falta de gasolina, y los expendios están al límite de sus reservas.
 
Pemex reconoció que en la región de Tehuacán bloquearon la la autopista Cuacnopalan–Oaxaca en protesta por el alza al hidrocarburo.
 
En Veracruz, integrantes de la Alianza Mexicana de Organización de Transportistas, AC, (Amotac), taxistas y militantes de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) protagonizaron marchas y plantones en cuatro ciudades.
 
En la capital veracruzana, miembros de la Alianza Mexicana de Organización de Transportistas, AC, (Amotac) bloquearon la avenida México. Alrededor de cincuenta camiones se apostaron en cada una de las entradas de la planta de Pemex que se encuentra en el sitio.
 
Estas protestas a nivel nacional se sumaron a las numerosas registradas ayer y en días pasados desde que la Secretaría de Hacienda anunció un incremento a los combustibles de entre 14 y 20 por ciento.
 
Filas de autos han esperado fuera de las gasolineras, día y noche en algunos casos, desde los días previos a Navidad. Las colas se han repetido en distintos estados del país aunque Pemex dice que se “ha empezado a normalizar el abasto”. Esto fue previo a un aumento de precios a partir del domingo 1 de enero.
 
El gobierno minimizó la situación, pero los ataques en su contra se multiplican, mientras el Presidente Enrique Peña Nieto, que está o estaba de vacaciones, guarda silencio.
 
Desde mediados de diciembre, Petróleos Mexicanos ha reconocido problemas puntuales de abasto por distintas causas: porque el mal tiempo impidió que descargaran buques con gasolina importada que llegaban al Golfo de México, porque las tomas clandestinas habían inutilizado temporalmente ductos clave, por compras de pánico.
 
Cuando el gobierno ofreció los detalles del “gasolinazo”, consecuencia del proceso de liberalización de la gasolina que se realizará durante todo 2017, aumentó la preocupación social y el miércoles la Procuraduría Federal del Consumidor anunció un operativo para detectar si algunas gasolineras estaban acaparando combustible para especular, un rumor cada vez más extendido.
 
Sin embargo, para los expertos el problema de fondo es otro: el colapso del sistema de refinación de petróleo y la falta de previsión del gobierno.
 
“Todo el sistema de refinación y distribución está putrefacto”, dijo a la agencia AP Miriam Grunstein, académica de la Rice University de Houston. A su juicio, los mexicanos están pagando los platos rotos de años de mala gestión, desinversión, falta de competencia y falta de visión a largo de plazo. “Con Pemex no hay planeación, hay ocurrencia, e ir tapando agujeros sale más caro”.
 
“Hay menos gasolina y la gente compra más pero si tuviéramos un sistema sano habría suficiente. Atribuir los problemas actuales al aumento de la demanda (como también hizo la petrolera) es absurdo”, dijo a AP
Última actualización el Lunes 02 de Enero de 2017 23:18